Conocedores
Close
Overall

9.4

Viajes 07/09/2017

[Review] Hotel Ritz-Carlton Santiago: una puerta de entrada a Chile a puro estilo

Es el único de la cadena en Sudamérica, y se destaca por su ubicación en el barrio Las Condes y su decoración, ideal para los huéspedes, que buscamos una excelencia no pretenciosa, sino natural

Norberto Sica

Seguir en

La capital de Chile no deja de sorprender por su continuo crecimiento. La metrópoli transmite energía, es cosmopolita y se da el lujo de mirar hacia la sorprendente Cordillera de los Andes, y por todos lados encontrar edificios históricos y super modernos, en una muestra de su sofisticación.

Santiago es más que la puerta de ingreso a país de destinos paradisíacos como Torres del Paine, el desierto de Atacama o la famosa Isla de Pascua.

Su gran arquitectura, sus centros comerciales, sus avenidas y aceras, y barrios elegantes como Providencia y Las Condes dan un toque de color a una ciudad que no reniega de su historia, pero que es plenamente consciente de la necesidad de evolucionar.

Y es precisamente en Las Condes en donde nos encontramos con el Ritz-Carlton Santiago, el único hotel de la cadena en Latinoamérica, con una ubicación privilegiada, a pocos metros del campo de golf y la de la Gran Torre Santiago, el edificio más alto de Sudamérica con 65 pisos y el shopping más grande de la región.

Con 205 habitaciones, el establecimiento abrió sus puertas el 4 de junio de 2003, y que ya está culminando un proceso de restyling de todas sus habitaciones para adaptarlas a las nuevas tendencias.

El lobby de ingreso es elegante, fiel a los principios Ritz-Carlton, en donde podemos encontrar un bar / salón de te, en el que se realizan eventos especiales, como desfiles de marcas de indumentaria y alhajas de lujo.

El piso diez alberga, además de cuartos para huéspedes, el Club Level, un espacio con servicios exclusivos, que incluye un check in independiente, conserjes dedicados a atender las necesidades individuales, con continuas propuestas gastronómicas para cualquier momento del día, e incluso un lugar ideal para realizar negocios o simplemente relajarse.

El piso quince, que corona la torre, reúne por un lado los amenities principales del hotel, incluye su piscina climatizada, gimnasio y spa, con una terraza con panorámicas de la ciudad.

Las suites son amplias y cómodas, con una decoración cálida, en la que sobresale la madera con tonos cálidos y ventanales con vistas hacia distintas zonas de la city, lo que da una sensación de mayor espacio.

La tecnología está presente en todo momento, desde su servicio de Wi-Fi de alta velocidad complementario. hasta en los conectores en el escritorio de trabajo

Con varios opciones gastronómicas, el hotel hace gala de su vinculación con el mar, con una gran opción de pescados y mariscos típicos, además de carnes rojas y blancas y pastas de autor.

Ritz-Carlton Santiago nos permite vivir la ciudad a puro estilo, desde el primer momento que llegamos a la propiedad.

Y su servicio cuidado y esmerado, es otro acierto para -nosotros- los huéspedes, que buscamos una excelencia no pretenciosa, sino natural.

  • 9.5/10 Ubicación
  • 9/10 Amenities
  • 9.5/10 Wi-Fi & Tecnología
  • 9.5/10 Gastronomía
  • 9.5/10 Diseño & Decoración
  • 9.5/10 Servicio
  • 9/10 Espacio en Habitaciones
Overall

9.4

Más por conocer