Conocedores
Close
Overall

9.1

Viajes 20/10/2017

[Review] The William Vale Brooklyn: más que un hotel, una experiencia transformadora para vivir Nueva York

Su arquitectura, pasión por el arte, espacios comunes y amenities de lujo, más postales únicas de Manhattan son sólo algunos de los condimentos de este flamante establecimiento emplazado en el barrio de Williamsburg

Norberto Sica

Seguir en

Hasta hace algunos años, vacacionar en Nueva York era “limitarse” en la mayoría de las ocasiones a osibermanecer en Manhattan, gracias a su diversidad de opciones gastronómicas, culturales, artísticas y arquitectónicas, incluyendo algunos de los rascacielos más famosos del mundo, como el Empire State Building o el más reciente One World Trade Center.

Sin embargo, esa tendencia se fue modificando y los viajeros comenzaron a expandir sus horizontes hacia Brooklyn, otro de los cinco condados de New York (junto con Bronx, Queens y Staten Island).

Su historia es vasta e incluso -aunque pueda parecer lo contrario- es el “borough” más poblado de la zona, con más de 2,5 millones de habitantes.

Una de las ventajas de Brooklyn es su panorámica directa con Manhattan que nos da la posibilidad de apreciar todo su esplendor, que además se complementa con un cada vez más creciente desarrollo inmobiliario, incluyendo locales de las principales marcas de indumentaria y tecnología, bares, pubs y restaurantes, hoteles boutique y de lujo.

Y dentro de Brooklyn, uno de sus barrios “trendy” es Williamsburg, con una pujante comunidad de arte, principalmente a lo largo de la Avenida Bedford.

Con este background, a finales de 2016 inauguró The William Vale, un hotel que sorprende por su arquitectura moderna, su pasión por llevar el arte a cada rincón del establecimiento y su magnífico rooftop con un visión 360 grados de Manhattan y Brooklyn, con un bar que posiblemente nos da una de las mejores vistas de la ciudad.

Su lobby es sorprendente con una pared principal, que deriva a los ascensores y sillones de relax, con un intervención artística llena de color, como parte de una identidad estética que encontraremos a cada instante.

La estructura de 22 pisos, cuenta con habitaciones entre los pisos 5 y 21, todas con balcón con diferentes orientaciones, pero que siempre nos permiten apreciar tanto Manhattan como Brooklyn de una manera única, fuera de lo común.

Cada suite está perfectamente equipada, y si bien sus dimensiones no son de las más amplias que hemos probado, resultan cómodas, prácticas y muy modernas.

El cuarto nivel quizás sea uno de los más llamativos, porque es en donde nos encontraremos con una terraza magnífica en la que la protagonista principal es la piscina.

Pero además, su solarium es único por sus dimensiones y por la dedicación puesta en que sea una experiencia superadora, con reposeras y hamacas con una paleta de colores atractivos.

Y por supuesto, no podía faltar un fitness center con equipamiento para entrenamiento funcional, aeróbico y de musculación.

Tampoco podemos dejar pasar su restaurante Leuca, lindero al hall principal, especializado en platos mediterráneos.

The William Vale es una sorpresa en todo momento. Rodeando al edificio un área pública nos ofrece espacios verdes y hasta un food truck.

Y cuando parece que nuestros sentidos ya experimentaron todo, llegar hasta el piso 22, nos permite encontrarnos con The Westlight, un rooftop con postales de ensueño de la ciudad.

Visitar Brooklyn hoy es un “must” para los viajeros. Y alojarse en este establecimiento es asegurarnos que el viaje supere cualquier expectativa para que el destino se convierta en uno de nuestros favoritos.

  • 10/10 Ambientación & Decoración
  • 9.5/10 Ubicación
  • 8/10 Espacio en Habitaciones
  • 8.5/10 Wi-Fi & Tecnología
  • 8/10 Fitness Center
  • 9/10 Servicio
  • 10/10 Áreas de Esparcimiento
  • 9/10 Gastronomía
  • 9.5/10 Experiencia
Overall

9.1

Más por conocer