fbpx
5 lugares diferentes para viajar y conocer en Costa Rica
12/11/21   |   Viajes

5 lugares diferentes para viajar y conocer en Costa Rica

Es un país al que no le faltan propuestas para hacer, al albergar cerca del 6% de la biodiversidad del mundo. ¿Qué destinos recorrer?

Conocedores.com Redacción
Conocedores.com

Es un país al que no le faltan ni visitantes ni turistas ni propuestas. Albergando cerca del 6% de la biodiversidad del mundo, los científicos creen que todavía hay más especies endémicas por descubrir. Junto a la Oficina de Turismo, repasamos 5 lugares diferentes para viajar y conocer en Costa Rica.

De los destinos de ensueño en Costa Rica, muchos son remotos, en lugares más escondidos del país, protegidos por parques nacionales o de difícil acceso debido a desafiantes caminos de tierra.

1. Isla Cabo Blanco / Cabuya

Ubicado a unos kilómetros del extremo sur de la Península de Nicoya, esta isla consiste en una roca enorme que sobresale del Pacífico. Aunque esta islita escarpada está casi desprovista de vegetación, alberga la población del piquero blanco más grande en el país. El nombre Cabo Blanco proviene del guano que cubre partes este afloramiento. Se puede contratar un pescador de la zona para que lleven al viajero a esta isla ultra-remota para bucear, pescar u observar ballenas.

La Reserva Natural Cabo Blanco protege la isla, así como una pequeña sección del litoral, que, por otro lado, contiene toda la vegetación que falta en la isla – y todos los animales también. Es el hogar de la urraca copetona, las mariposas morpho, la cotorra catana, armadillos, pizotes y varias especies de gatos salvajes.

A diferencia del Parque Nacional Manuel Antonio, ubicado más al sur en la costa pacífica, que tiene visitantes todo el año, esta reserva natural es más silenciosa y tranquila. Se puede quedar en el pueblo de Cabuya o irte a Malpaís. Este último es un pueblo relajado donde predomina el surf, que los ticos aman tanto que hay un grupo musical muy famoso del país que lleva el nombre del pueblo.

2. San Gerardo de Dota

A menos de tres horas al sur de la capital, este pueblito rural en las montañas de Talamanca está casi desprovisto de turistas e infraestructura turística, aparte de unos hoteles ecológicos y sodas (restaurantes típicos). Pero San Gerardo de Dota es uno de los pocos lugares en Costa Rica donde se puede avistar el quetzal. Para dar una idea, otro de sus hábitats está en la Reserva de Bosque Nuboso de Monteverde, que acoge a más de 250 mil turistas cada año. Aunque se está haciendo cada vez más famoso entre los observadores de aves, San Gerardo de Dota permanece fuera del mapa para la mayoría de los visitantes internacionales.

Además de contar con una avifauna sorprendente (con más de 200 especies aparte del quetzal), la Reserva Forestal Los Santos ofrece un sinfín de senderos verdes frecuentemente cubiertos de neblina. Alcanzando alturas de 3.600 metros sobre el nivel del mar, los ecosistemas de estas montañas se organizan en capas, una encima de la otra, con espesos bosques de roble en las alturas y la selva tropical abajo. Se pueden avistar a pecaríes corriendo por las bajuras, mientras el Río Savegre ofrece posibilidades espectaculares para la pesca de trucha.

3. Punta Manzanillo

El lado caribeño de Costa Rica es único en el país. Aquí no nos encuentraremos con el típico gallo pinto en la mesa, ya que esta región tiene un encanto especial por la cultura afrocaribeña. La comida más picante, la música más fuerte y el agua más caliente.

En el extremo sur de la costa caribeña costarricense, habrá una playa tranquila ubicada adentro del Refugio de Vida Silvestre Gandoca-Manzanillo. Se llama Punta Manzanillo y nos hará latir más rápido el corazón con sus aguas de color zafiro, sus arenas bordeadas con almendros y su vida silvestre con perezosos, monos, tucanes y peces tropicales. Dentro de la reserva, las palmas de los humedales protegen a las dantas, una especie amenazada, así como una gran cantidad de vida silvestre. Como un Edén, pero más exótico.

4. Reserva Nacional de Vida Silvestre Ostional

Cerca del llamativo Parque Nacional Marino Las Baulas está situada la Reserva de Vida Silvestre Ostional, el lugar más importante de la arribada anual de las tortugas lora. Este fenómeno consiste en la llegada de cientos de tortugas marinas hembras, conocidas localmente como la tortuga lora o tortuga golfina, que suben a la costa durante una temporada de varios meses.

Su llegada se realiza en grupos, normalmente unos días antes de la luna nueva, cuando la noche es más oscura. Cientos de tortugas se congregan durante días en las aguas costeras, aumentando así sus números. Y luego, al mismo tiempo, como por una señal secreta, empiezan a llegar a la costa para poner sus huevos. El primer grupo siempre llega durante la noche – cientos a la vez – luego los demás suben en una oleada constante a lo largo de los próximos días.

Aunque sí hay tours que pasan por el lugar, no está saturado de turistas, probablemente debido a que el espectáculo acontece en la oscuridad. Puede haber una arribada en cualquier momento entre julio y diciembre, sin embargo, la temporada alta es entre agosto y noviembre.

5. Playa Matapalo

Ubicada al extremo sur de la salvaje Península Osa, Playa Matapalo es una playa de surf relajada y ventosa casi al final de la carretera. Es un viaje de seis a siete horas desde San José, lo cual hace que se evite las aglomeraciones de la playa, ya que la mayoría prefiere visitar Tamarindo o Jacó.

No hay mucho por hacer en Matapalo, y es justo eso lo que le hace tan especial. Es un lugar donde no tenemos la necesidad de reservar un tour o sumarnos a actividades en grupo. Es un lugar para leer un libro en la playa o simplemente ver a la marea subiendo… y bajando. Está cerca del Parque Nacional Corcovado sin estar dentro de los límites del parque, así que puedes disfrutar del esplendor de la zona sin tener que pagar una entrada al parque.

Estos son 5 lugares diferentes para viajar y conocer en Costa Rica, un país que proporciona la combinación perfecta de relajación, aventura, cultura, buena cocina y fauna silvestre.

Los visitantes encuentran en este hermoso spot del Caribe un paraíso de aventuras en un ambiente natural bello y seguro. También es el hogar de cuatro sitios de Patrimonio Mundial certificada por la Unesco. Por eso, bien vale la pena tener en cuenta estos sitios para viajar y conocer en Costa Rica.

Más información en la web oficial de Turismo de Costa Rica.

Fotografía
Cortesía www.digitaltravelcouple.com

Más por conocer

Featured

Close