fbpx
20/10/16   |   Viajes

5 razones para visitar Nueva Zelanda en primavera

Es una de las mejores épocas del año para visitar el país, famoso por las atracciones al aire libre y el contacto con la naturaleza. ¿Qué hacer?

Conocedores.com Redacción
Conocedores.com

Antes de la llegada de las multitudes de turistas en búsqueda de disfrutar del verano neozelandés, los meses de primavera –desde septiembre a finales de diciembre- crean una atmósfera única de vivir una experiencia inolvidable en tierras maories.

Aquí hay cinco razones para disfrutar de la temporada de las flores en Nueva Zelanda:

El florecer de la primavera:
No hay duda de que esta es la temporada indicada para admirar la belleza máxima de las flores, los bosques y la vida silvestre. En la Isla del Norte, uno de los festivales organizados para contemplarlas es el Taranaki Jardín que se lleva a cabo del 28 de octubre al 6 de noviembre, y que este año tendrá 45 jardines en exposición.

Entrar al ritmo de la estación
La primavera trae días luminosos y tranquilos para explorar todo lo que los ambientes al aire libre tienen para ofrecer. Hay varios senderos que pueden recorrerse para apreciar los diferentes paisajes. En la Península de Coromandel, famosa por sus playas y bosques nativos, un buen consejo es alquilar una bicicleta y pasear por el sendero histórico Karangahake Gorge, reconocido como una de las 14 maravillas de Nueva Zelanda.

Un poco más al sur, en Westland, las selvas tropicales templadas del Parque Nacional Tai Poutini te permiten interactuar con el océano y ofrecen un extraordinario contacto con la fauna local, incluyendo pingüinos y leones marinos. Toda esta región es parte de la propiedad Te Wahipounamu, nombrado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

Sentir el agua de un manantial
Bañarse en aguas minerales y termales es aún más caliente durante la primavera. En la playa de Hot Water Beach, en la Península de Coromandel, puede cavar su propia bañera de hidromasaje en la arena gracias a fuentes antiguas situadas por debajo de la playa. Un poco más al sur, en Rotorua, el Polynesian Spa fue votado como uno de los diez mejores spas en el mundo para disfrutar de un día de relajación.

Frescura gastronómica
Algunos de los mejores manjares de Nueva Zelanda son aún más sabrosos durante la primavera. La temporada de salmón real, por ejemplo, comienza en octubre y el mejor lugar para probar que es la granja de salmón Mt. Cook Alpine en Tekapo, bañado por aguas heladas durante todo el año. La ubicación ofrece las condiciones perfectas para que los peces crezcan de forma natural; por lo tanto, no se utilizan hormonas, vacunas, antibióticos o pesticidas.

El festival culinario FAWC (Food & Wine Classic), celebrado en la Bahía de Hawke, es el gran evento gastronómico. Con diez días de duración, la edición 2016 se celebrará del 4 al 13 de noviembre y se contará con la presencia de los productores locales. Además de contar con almuerzos temáticos y armonizados con los mejores vinos de la zona, restaurantes pop-up, entre otras atracciones.

Esquiar tranquilamente
Después del frío invierno, con nieve hasta principios de septiembre, las estaciones de esquí de Queenstown son perfectas para todos los aficionados al deporte. Es mucho mejor esquiar en Nueva Zelanda durante los días cálidos de la primavera y sin la habitual multitud que aparece en otras estaciones. La temporada de esquí es oficialmente hasta octubre, lo que lleva a los amantes de los deportes en la nieve una mayor posibilidad de aprovechar un poco más las estaciones vacías.

Fotografía
Turismo Nueva Zelanda

Más por conocer

Featured

Close