fbpx
¿Cuál es el rascacielos más alto que se puede construir?
28/05/19   |   Lifestyle

¿Cuál es el rascacielos más alto que se puede construir?

El edificio más alto del mundo es el Burj Khalifa en Dubái con 828 metros, pero en Arabia Saudita, se está buscando construir la Jeddah Tower (o Torre Yeda) que tendrá más de mil metros

Conocedores.com Redacción
Conocedores.com

De tanto en tanto, una nueva noticia emerge con el desarrollo de una torre de edificios que busca sobresalir por diseño, materiales y, por supuesto, altura. Ahora bien, ¿cuál es el rascacielos más alto que se puede construir?

Actualmente el edificio más alto del mundo es el Burj Khalifa en Dubái con 828 metros, pero en Arabia Saudita, se está buscando construir la Jeddah Tower (o Torre Yeda) que tendrá más de mil metros, si se llega a terminar, con 167 pisos.

¿Cuánto más alto puede ser un edificio? La respuesta puede ser difícil de responder. Podríamos construir una torre de 2 mil metros, que, representaría unos diez rascacielos normales uno arriba del otro.

Y, claramente, no sería una buena idea. La construcción de un edificio tan alto usaría una gran cantidad de hormigón y acero. Utilizar muchos de estos materiales cuando no es necesario puede ser perjudicial para el medio ambiente. Por lo general, es mucho mejor si construimos rascacielos más pequeños, tal vez de hasta 300 metros de altura.

Y a mayor altura, nos encontramos con la dificultad del viento.

El viento también puede hacer que una torre se balancee de lado a lado, de modo que las personas que se encuentran en la parte superior puedan sentirse mareadas.

Los arquitectos e ingenieros tienen muchas tecnologías para ayudar a detener esto. Algunos de los rascacielos más altos del mundo tienen un péndulo gigante en la parte superior, oscilando hacia adelante y hacia atrás, absorbiendo la energía del viento, para detener el balanceo.

Otra forma de detener el viento es utilizar una forma inteligente de rascacielos. Cuando el viento sopla en un rascacielos, crea remolinos de aire llamados vórtices, como remolinos en el cielo.

Si esto sucede con regularidad, puede hacer que el edificio se balancee de un lado a otro. El Burj Khalifa es delgado en la parte superior y ancho en la parte inferior, con escalones gigantes por el costado, que hacen que los vórtices ocurran a diferentes alturas para ayudar a evitar que el edificio se balancee con el viento.

Otro gran desafío es cómo llegar a la cima de un edificio que tiene un kilómetro de altura. Subir por ascensor es la forma más lógica, pero se necesita un elevador muy rápido. Algunos de estos ascensores pueden viajar a 70 kilómetros por hora. A esa velocidad, pasaríamos cinco pisos cada segundo .

Más allá de los retos de ingeniería y arquitectura, la pregunta es si es realmente necesario un rascacielos más alto. Ese es el mayor desafío.

Fotografía
Cortesía

Más por conocer

Featured

Close