fbpx
23/06/16   |  

¿Y si para el nuevo iPhone 7, Apple empieza a imitar a Tesla?

Apple no necesita lanzar un iPhone 7 con cambios menores, para en pocos meses presentar un iPhone 8. La estrategia Tesla

Norberto Sica Redacción
Norberto Sica

Como cada año, la ola de rumores en relación al nuevo iPhone comienza a acrecentarse cuando llega mitad de año, previendo el lanzamiento de un renovado modelo para septiembre/octubre.

Para esta ocasión, el iPhone 7 parece que no estará a la altura de lo esperado con pocos cambios en su diseño en relación a los iPhone 6/6s, los menos logrados en términos estéticos.

Apple parece que quiere apostar a nueva tecnología, pero por cuestiones de disponibilidad de pantallas OLED, recién podría lograrlo para 2017, con lo cuál, el gran salto llegaría el año que viene.

De esta forma, el iPhone 7, sería un modelo de transición, algo no demasiado bueno para la empresa, teniendo en cuenta que este fue el peor año de ventas del celular estrella.

¿Pero que pasaría si Apple imita a Tesla?

En abril pasado, la compañía que dirige Elon Musk presentó su nuevo vehículo eléctrico Model 3, pero que recién comenzará a entregarse a finales de 2017. Sin embargo, eso no impidió que el coche esté a la venta. En sus primeras horas de lanzamiento, más de 200 mil personas hicieron la reserva de su unidad, abonando un anticipo de mil dólares (sobre un total de 35 mil).

De esta misma forma, Apple podría presentar en octubre (o noviembre) el iPhone 7, con un diseño radicalmente diferente, y adelantar el ciclo de renovación. Y en lugar de esperar hasta septiembre/octubre de 2017, para un iPhone 8, podría hacerlo mucho antes, quizás para el período enero/febrero, en consonancia con el décimo aniversario del primer iPhone.

Recordemos que cuando se lanzó el iPhone original, se tardó seis meses en comenzar su comercialización. Y con el Apple Watch, la espera fue aún mayor.

Apple no necesita lanzar un iPhone 7 con cambios menores, para en pocos meses presentar un iPhone 8, que todos estamos esperando sea mucho mejor. Apple tiene que sorprender, innovar y cambiar las reglas de juego.

Y esta sería una excelente forma: este año, no presentar un iPhone que nadie quiere, y apostar todo al que todos queremos, aunque eso implique esperar unos meses más.

Eso es pensar diferente.

Informe y fotografía
Norberto Sica

Más por conocer

Featured

Close