Conocedores
Close
Overall

9.1

Viajes 17/04/2017

[Review] Patagonia Camp: nuestra puerta de ingreso a Torres del Paine, una maravilla de la naturaleza

El lodge, emplazado en el sur de Chile. lleva el concepto del glamping (acampe de lujo) al máximo nivel, gracias a sus principios ecológicos, el cuidado por cada detalle y el esplendor de todo el entorno natural

Norberto Sica

Seguir en

Torres del Paine, en la Patagonia de Chile, tiene varios títulos que lo ubican como uno de los destinos imprescindibles para los amantes de la naturaleza.

National Geographic lo eligió como uno de los cinco lugares más hermosos del mundo y el parque nacional fue seleccionado como la octava maravilla del mundo en 2013.

Tiene algunas similitudes con otros lugares del sur del país y de Argentina, en una combinación de montañas, valles, ríos, lagos, glaciares y cascadas.

Y en ese entorno mágico se erige Patagonia Camp, el primer lodge de lujo de Sudamérica, compuesto por 20 yurts con vistas a las Torres del Paine y al lago Toro.

El concepto de sus creadores fue (y vaya que lo consiguieron) lograr la máxima vinculación con la naturaleza.

Desde el diseño y construcción no invasivo del medio ambiente hasta el tratamiento del agua y residuos.

Llegar hasta el lugar lleva algo de tiempo, pero es una de esas experiencias transformadoras. Desde Chile se puede tomar un vuelo desde Santiago hasta Punta Arenas o Puerto Natales (este último, dependiendo de la temporada). Desde Punta Arenas son poco más de cuatro horas hasta Patagonia Camp. Si se arriba a Puerto Natales es cerca de una hora y media. Pero no importa cuál sea el aeropuerto al que lleguemos, los responsables del complejo se ocuparán de buscarnos y de que todo funcione perfecta y armoniosamente.

La amabilidad de cada miembro del equipo es uno de sus (varios) puntos fuertes y el dominio del idioma inglés es una obligación, teniendo en cuenta la gran cantidad de turistas extranjeros.

El complejo se encuentra levantado sobre pilotes de madera, que albergan a los yurts, las zonas comunes y las pasarelas, en una coexistencia simbiótica con los arbustos, plantas y árboles autóctonos.

Cada yurt cuenta con baño y terraza privada, equipadas con camas dobles, sistema de calefacción y una decoración que contó con la colaboración de artesanos locales.

Sus cúpulas permiten disfrutar del cielo en todas sus facetas e incluso sentir la magia de la lluvia en un día de tormenta.

Los programas de estadía incluyen el desayuno, almuerzo, merienda y cena y una serie de excursiones pensadas para viajeros que resistan distintos niveles de intensidad.

Trekking, caminatas, kayak o navegación. Algunos que pueden durar algunas horas, otros medio día y otros toda una jornada.

Patagonia Camp lleva el concepto del glamping (acampe de lujo) al máximo nivel, gracias a sus principios ecológicos, el cuidado por cada detalle y el esplendor de todo el entorno natural.

Torres del Paine es un destino en nuestra lista de deseos que hay que cumplir. Y Patagonia Camp logra que lo vivamos tal como lo soñamos.

Patagoniacamp.com.

  • 10/10 Ubicación
  • 9.5/10 Actividades
  • 8/10 Gastronomía
  • 8.5/10 Diseño y ambientación
  • 10/10 Servicio
  • 8.5/10 Espacio en habitaciones (yurts)
  • 9.5/10 Experiencia
Overall

9.1