Conocedores
Close

REVIEW Hotel Provocateur Berlín: irresistiblemente atractivo

Por Norberto Sica

27/11/2017

Ubicado a pocas cuadras de la principal avenida de compras, ostenta misterio, seducción y diseño

Overall

8.6

Misterio, seducción y diseño son algunas de las primeras palabras que nos vienen a la mente cuando ingresamos al novedoso hotel Provocateur, ubicado en el distrito de Charlottenburg, a pocas cuadras de Kurfürstendamm, la principal avenida de compras de Berlín.

Su exterior ya transmite su carácter “provocador” con una prevalencia de negros y rojos.

El edificio fue construido en 1912 y restaurado como hotel boutique, alojando 58 lujosas habitaciones.

Su pequeña recepción acoge el sector de check-in, atendido por un personal amable y jovial.

Desde ahí, podemos acceder a una terraza abierta que sigue las líneas arquitectónicas Art Nouveau o a su galardonado restaurante y bar.

Los interiores de las habitaciones son una mezcla de la París de los años 20 con el estilo urbano de la Berlín de hoy.

Al igual que toda la propiedad, los cuartos emanan personalidad, algo indispensable cuando queremos alojarnos en un hotel boutique…

… que su espíritu vaya más allá del concepto del hospedaje para convertirse en un recuerdo memorable, al que uno quiere volver.

Lámparas, obras de arte contemporáneo, cortinas y paredes de terciopelo, forman parte de la decoración principal.

Las luces tenues y los candelabros refuerzan el toque provocador.

Algunas habitaciones cuentan con balcón a la calle, lo que es un plus para sentirse aún mas cómodo.

Su bar es un ambiente ideal que nos permite convivir con un atardecer de tragos o una noche de bebidas y appetizers.

Si bien prescinde de amenidades como piscina o gimnasio, el secreto de Provocateur es su personalidad atractiva, de la que uno parece no poder escapar.

Overall

8.6

  • 8.5 Ubicación
  • 8.5 Servicio
  • 9.5 Amabilidad
  • 8.5 Espacio en Habitaciones
  • 8.5 Decoración & Ambientación
  • 8.5 Tecnología & Wi-Fi
  • 8.5 Experiencia